Una red pedocriminal y de corrupcion impune durante 15 años en España.

Una red dónde encontramos a politicos, magistrados, una infermera asesinada, y niños violados delante de cámaras. Un clásico evidente.

El caso Bar España, una red pedocriminal y de corrupcion impune durante 15 años en España.

Una red dónde encontramos a politicos, magistrados, una infermera asesinada, y niños violados delante de cámaras. Un clásico evidente.

La Républica nos explica qué: “Carlos Fabra podría estar implicado en un caso de violaciones de niñas llevado a cabo por el fiscal” Quién és éste Carlos Fabra? Un hombre de negocios y político liberal con pinta (no solamente) de mafioso y con una agenda de direcciones cargadita. Hoy en dia tiene un cargo clave para una red pederasta como presidente de Aerocas, la sociedad pública de gestión del aeropuerto de Castellón. Viene de una familia rica muy implantada en política desde varias generaciones.

En 1972, bajo régimen Franco. Fabra se convierte en secretario del grupo provincial de protección de menores, antes de aterrizar a la cámara de comercio. Incluso alcanzó rápidamente al puesto de secretario de la conferencia de cámaras de comercio española y francesa, y fué presidente del parlamento regional hasta 2010.

En 2008. lo inquietó a penas, una investigación por fraude fiscal, pero aparentemente, el individuo tiene unas cuantas cacerolas politico-financieras y de corrupción a sus espaldas. Fabra (foto arriba) és una facha fan de Franco, quién llegó incluso a negar la existencia de un golpe de estado en 1936. Según él, Franco a instaurado la paz y la justicia en España.

En 2009 ya se questionaba una red pedófila poderosa, con lazos internacionales, qué misteriosamente escapó de los brazos de la justicia, y aún habiendo una acumulación cierta de testimonios qué coincidían.

Fué Reinaldo Colás, el padre de dos niñas qué fueron víctimas, entre otras, de un tal Giusseppe Farina, ex presidente de la AC MILAN (hasta 1986 cuando Berlusconi lo sucedió tras la apropiación indebida de fondos, lo que le valió de exiliarse de Italia) y Jefe de empresa él también, quién permitió de desvelar una parte de ésta red. El padre de las niñas en cuestión descubrió que sus hijas eran explotadas sexualmente al igual que otros niños por un grupo de personajes poderosos de la región de Valencia en España, en el transcurso de fiestas nocturnas privadas.

Algunas de éstas fiestas habrían tenido lugar en la finca Mas del Coll, y también en un Bar de Benicarló donde las violaciones de niños eran filmadas. Farina, un italiano, era la nueva pareja de la madre de las niñas, con 40 años más que ella.

No hace falta mencionar que el caso fué sofocado, hasta que uno de los miembros de la red, se presentara delante del procurador como arrepentido. Explicó todo y dijo que el cabecilla de la red era Carlos Fabra, el presidente del parlamento castellonense.

La internacional pedofila en accion.

Giuseppe Farina y Bernard Alapetite, éste pseudónimo , cineasta pedófilo y néo nazi francés quién organizaba un sistema de pedopornografía con las redes Toro Bravo y Ado71 principalmente, también participaba en la misma red al igual que grandes abogados, jefes de empresas, jueces y politicos. Todo éste pequeño mundo era miembro de una misma organización mafiosa. Alapetite era de hecho un productor y un difusor de peliculas pedófilas con violaciones de niños, y que vendía a 120$ la unidad.

Respecto a Alapetite, Libération mencionaba: “el presunto organizador del tráfico de filmaciones, Bernard Alapetite, 46 años, detenido en La Baule (Loire-Atlantique) , dónde estaba bajo control judicial, se ha visto notificar de nuevo su puesta en examen y ha sido arrestado ayer tarde(…)

Alapetite fué condenado tres veces por hechos similares y se llevó una condena condicional de tres años y medio . Sus últimos problemas judiciales remontan a 1992, había sido juzdgado dos años antes, y los investigadores lo interceptaron de nuevo en el caso Toro Bravo en noviembre de 1996 (…)

Bernard Alapetite conoce bien los principales acusados del juicio Toro Bravo. Como Michel Caignet, éste antiguo ingeniero en construcciones mecánicas, viene de la extrema derecha y a colaborado en los años 70 con la revista néofacista Défense de l’ Occident, y también a la de nueva (extrema) derecha, Elements, editada por Le Grece (Agrupación de investigación y de estudio por la civilización europea) . Caignet, tesorero de la Fane (Federación de acción nacional europea) en 1978, se hizo excluir a gritos al dia siguiente del 20 de abril de 1986, después del tradicional banquete por el cumpleaños de Adolf Hitler. Caignet había distribuído su periódico, Gaie France a los invitados extranjeros y sugerido que Mussolini era homosexual, lo que sentó bastante mal a los camaradas italianos”.

Podemos también decir que Alapetite, un facha que escribió en varias revistas de extrema derecha (Défense d’Occident, Initiative Nationale du Parti des Forces Nouvelles, y Elements) estaba cerca del lugar de los hechos cuando Madeleine McCann desapareció, y que incluso fué sospechoso del secuestro por los policías y por un periodista español. En 1995, habría incluso servido de informador para desmantalar una red pederasta implantada en un bar de Sevilla, en el escenario de una operación de la policia llamada “Arny”.

El colgante francés era la operación “Toro Bravo”, a Macon (francia) pero también en Bogotá (Colombia). 66 personas desfilaron delante del tribunal en el año 2000, tras las convocatorias, e incluso algunos suicidios tuvieron lugar durante las arrestaciones (entre los cuales un alto grado de Giat Industries a Tulle, la ciudad de Francois Hollande, y quién se colgó después que hubieran hallado en su casa los videos pédopornos). Cerca de 700 pedófilos relacionados a ésta red fueron identificados en Francia, pero sólo 235 tipos fueron acusados. Entre ellos, muchos tenían un empleo relacionado con los niños. En la época, un representante de la Liga de los Derechos humanos habló sobre la “caza de brujas” refiriendose a éste juicio, precisando que no había que confundir entre Dutroux y los “Pedófilos mirones”.

Alapetite no fué molestado por la operación española, y sólo hizo un año de prisión en Francia. Desde entonces, perdimos su rastro, hasta 2005 dónde lo localizaron en la costa sur de Portugal. Sabemos también que ha viajado mucho por Europa inclusto hasta Inglaterra. Utiliza pseudónimos, como Philippe Desnous, y va regularmente a Bélgica para distribuir su mercancia tranquilamente. Según fuentes, Alapetite estaría implicado en la red Coral.

En su pequeño grupo de perversos, éstos señores organizaban fiestas orgías en las cuales hacían venir de instituciones públicas cercanas, exactamente el mismo esquema que el que tratamos actualmente en Inglaterra con la red de Savile & Co.

La misma red traficaba también con cocaína. Aunque ésto no és muy original, lo vemos también en la red Belga, por ejemplo.

En 2000, una de las víctimas de 19 años denuncia y declara ante los jueces. Ella habló de Fabra qué reconoció en los periódicos, de Farina, su “padrastro” quién la violó entre los 9 y 12 años, de un ex juez convertido en abogado (un tal Ramón Jovani Puig alias Ramón Grau), de un tal José España, de la red, de otros niños. La red organizaba también tráfico de cintas vidéos pédopornos.

Ella habló del bar de Benicarló, que pertenecía a un traficante de coca, José España Minguez, arrestado en 1999 tras una sustracción de 16kgs de cocaïna. Un italiano llamado Carlo Bofante, que estaba en el bar de España, llevaba la droga a Italia y regresaba con el dinero, y Farina hacía lo mismo en España, con cargamentos provenientes de Panamá que recepcionaban.

Las primeras acusaciones concernientes a ésta red remontan a 1997, cuando Reinaldo Colàs, comprendió que sus hijas de 3 y 5 años en ésa época, eran víctimas de violaciones repetidas. Sin embargo , los magistrados siempre estimaron que faltaban pruebas para abrir un juicio.

Las niñas vivían en la finca Mas del Coll con su madre Dunja Adcock y Farina, quién se casó de nuevo desde entonces a los 75 años, con una abogada italiana. Según ésta víctima, Farina prostituía a las pequeñas en el seno de su pequeña red de perversos.

Hay que decir que el padre intentó retomar la custodia de las niñas, y que no pararon de ponerle trabas en el camino. Colàs inició su propia investigación y recuperado varios testimonios concerniente la red pédocriminal. Aquí también, la justicia y los medios de comunicación, se apresuraron a limitar el caso a un “conflicto parental”, és tan poco práctico. En 2006, Reinaldo Colàs fué incluso condenado a 1 año y 5 meses de prisión por falsas acusaciones contra Fabra, Farina y compañía. Hoy en dia, ha fundado una asociación llamada “Asociación de Defensa de Niños Víctimas de Corrupción Sexual Infantil”.

De hecho, és la jueza Sofia Diaz Garcia, de la que hablaremos más abajo, quién clasificó el procedimiento referente la acusación de Reinaldo Colàs. La justicia consideró que no había rastro de abuso o de violación. Añadiremos que la mencionada juez Diaz Garcia a continuado su carrera tranquilamente, y continúa a juzgar a los ciudadanos. No parece que haya recibido ningún llamamiento al orden.

Entre los testimonios, un habitual del caso bar España, un tal Antonio Peraire, quién explica en 1999 como se desarrollaban las fiestas nocturnas en éste lugar frecuentado por los ricos. Llevaban a niñas de entre 9 y 12 años, y a veces algunos niños. Peraire conocía a Carlos España, el hijo del traficante de coca y dueño del bar, desde la escuela, y participó en algunos tráficos de droga con él.

Sin Embargo, Peraire cedió a hablar con el padre de las niñas, Reinaldo Colàs, quién grabó numerosas horas de conversaciónes con él, y lo convenció de entregarse a la policía y de contarlo todo a cambio de protección.

Peliculas fueron rodadas con la iniciativa de Carlos España, en el piso superior por “el francés”, és decir, Alapetite, el “cineasta” pederasta, quién subía con menores. Otros franceses le ayudaban a introducir y distribuir los vidéos en Francia. Farina y un compadre se encargaban de la reventa en Italia.

Peraire a precisado, que en una pelicula pédoporno “amateur”que le mostró España, pudo reconocer a la hija mayor de Reinaldo Colàs, y añadió que Farina en ocasiones sujetaba la cámara durante las violaciones de los niños. Según él , la madre de las niñas y un tal Ramón Grau, el ex juez, participaban también en éstas orgías y aparecen en los videos.

Entre éstas declaraciones, Peraire establece un lazo entre el caso bar España y el triple asesinato de Alcasser (tres adolescentes que fueron masacradas en 1992, un condenado, otro en fuga, y sucios rumores de un crimen ritual cometido por poderosos).

Nos deja de piedra cuando sabemos por ejemplo que Luis Solana, masón y hermano de Javier Solana de la comisión Europea, és nombrado como uno de los asesinos. Y qué claro, los únicos que tuvieron problemas fueron unos pequeños delincuentes, e incluso el padre de una de las víctimas quién acusó puúblicamente a gente demasiado poderosa.

Nos damos cuenta en éste caso como en el caso del bar España y otros, que los políticos implicados en la red pederasta , lo utilizan para corrumpir a sus pequeñas camaradas, probablemente tanto como por placer personal.

Nos damos cuenta también que los mismos se mojan en varios malversaciones de fondos e incluso a gran escala, y siempre a espaldas de los ciudadanos. De hecho, alguien como Fabra, quién filmaba personalmente las orgías, tenía todo interés en protegerse y tener los medios de presión sobre los compañeros.

Pero , ¿como todo ésto és posible ….en…nuestras magnificas democrácias?

“Aquellos que controlan la justicia controlan el poder”

Peraire afirma también haber visto almenos dos veces a la juez Sofía Diaz hablar en el bar España con el ex juez “Ramón Grau”. Sofía Diaz había, como por casualidad, cerrado la primera acusación de abusos sexuales de menores relacionado con Guiseppe Farina. Su testimonio fué considerado como válido por la policia porqué su descripción de los hechos corresponden perfectamente.

Aparentemente, era Ramón Jovani Puig el corazón de la red. Salía con la ex del traficante de cocaïna, Teresa Montilla, quién llevaba el bar España mientras su ex estaba preso. Pero és Carlos Fabra quién se encontraba en la cima de la organización. Es él quién, cada mes organizaba una gran fiesta con los tenientes de la red, los clientes, y numerosos invitados, dónde los niños eran servidos a los pederastas. Claro está , Fabra persiguió a Reinaldo Colàs por injurias y difamación desde que lo acusó en pleno meeting público de ser un pederasta y violador de niños.

En 1996, una infermera que trabajaba en el hospital comarcal de Vinarós, Alicia Martinez, apareció asesinada. Resulta, que era compañera de un abogado, y habia mantenido una relación intima con Ramón Grau, ese pederasta sádico y el corazón de la red ultra poderosa de corrupción, y con quién ella acudía a veces al bar España. Peraire declaró que vió a Ramón Grau, en el bar España, furioso con Alicia Martinez, a quién trataba de todos los nombres, porqué ella no quería “colaborar con nosotros”. Ël decía, que se había vuelto loca y había que poner remedio.En la reunión en la cual Ramón Grau firmó la sentencia de muerte de la infermera, estaban presentes, Carlos España, Juan Mateu, otro habitual del bar, Francisco Rosca, Farina y Teresa Montilla.

Unos dias más tarde, llevaron a Alicia Martinez a una discoteca, y después la secuestraron en su casa, y se encontró su cuerpo en una playa, arrastrada por el mar . ¿la razón? Estaba harta de curar a los niños víctimas de enfermedades de transmisiones sexuales y otras heridas anales y vaginales causadas por las violaciones repetidas que sufrían por parte de ésta red de tarados. A Benicarló, todo el mundo sabía muy bien que Alicia no murió accidentalmente, como dijeron antes de hallar su cuerpo (ella se suponía tendría que haberse matado tras una caída dentro de su vehículo en llamas).

“La manipulación de la información destinada a los medios de comunicación era cosa de la juez Sofía Diaz y del Capitán Santos de Vinarós, quienes se organizaban en el bar España con los otros de lo que había o no de publicarse”, ha contado Peraire. Sofía Diaz era la juez que controlaba todos los casos implicando a la red de Fabra, con el fin de manipular los procesos.

Aún mejor: ésta juez controlaba las nominaciones a la residencia de menores Baix Maestrat de Vinarós, un hogar para jóvenes “dificiles” de dónde venían algunos de los niños explotados por la red. Así, Martinez sabía que había regularmente nuevos niños para los clientes. Niños procedientes de familias deficientes o simplemente pobres, así si hubiera alguna queja algún dia, simplemente no se contesta a los padres, la ponemos en el olvido, y no pasa nada. Algunos padres, después de ésto, no veían más a sus hijos, quiénes simplemente eran trasladados a instituciones un poco más lejos.

Los niños eran a menudo llevados por Farina, pero también por la directora del centro o por una educadora, “Según la cantidad de niños” que hubiera que llevar.

Según las declaraciones del mismo Peraire, el asesinato salvaje de toda una familia, fué una cover-up tramada también en el bar España: el padre de familia debía declarar en una audiencia sobre el tráfico de falsos billetes que relacionaba la rama francesa de la red. História de cerrar el capitulo, dijeron que, “según los análisis” fué el padre que mató a su mujer, su hijo de 13 años, y luego a él. Parece que ésta forma de asesinato familial está de moda, y no sólo en España, para sofocar los casos comprometidos.

Peraire évoca también a un tal Jaime, condenado por haber matado a su novia. Trabajaba como consejero en el hogar para niños Baix Maestrat de Vinarós, y también en el bar España dónde proveía niños de la residencia para los clientes, bajo las órdenes de Juan Mateu. Parece ser, según Peraire, que la novia de Jaime, Mari Carmen, no soportaba las actividades de su novio y la explotación de niños de la residencia de menores de Baix Maestrat.

“Soy consciente del peligro que corre mi vida tras haber hecho ésta declaración , voluntariamente, en comisaría de policía, pero no tengo miedo, ésta confesión me ayuda a estar en paz conmigo mismo y con las numerosas víctimas de ésta organización”, a precisado Peraire antes de describir un funcionamiento basado en el miedo muy parecido a los descritos por los testigos X del caso Dutroux , o también los niños víctimas de Outreau.” La organización funciona con un sistema infalible para crear el miedo en las víctimas, incluso terror, pienso que podemos describirlos como terroristas, encuentran siempre un modo de salirse con la suya con su costumbre de amenazar de muerte a sus víctimas y a los ciudadanos de Benicarló y cercanías que pudieran molestar a sus intereses”. En ese caso, lo hemos visto ya, las decisiones se toman en reuniones que se realizaban en el bar España.

Ha añadido qué en Benicarló, muchos habitantes viven en el miedo de ésta red y de sus matones. Y muchos asesinatos no resueltos són en realidad los hechos de ésta banda de mafiosos pedocriminales.

Ninguno de los protagonistas ha sido amonestado. Aparentemente, el brazo de la justicia parece que le pone freno . No nos atrevemos a imaginar la razón de ésta fragante pasividad … justicia corrompida, pederastas de todos niveles ( o casi, sería extraño quiénes no lo fueran en éstos ambientes), políticos podridos, corruptores, corrumpidos y mafiosos?

de aquí

Entrevista a Luis Carlos Campos – Caso Bar España

Anuncios

Un pensamiento en “Una red pedocriminal y de corrupcion impune durante 15 años en España.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s