Japón: una mariposa un samurai y el caos

El caos:  

Porque el ala de una mariposa tocó  un tulipan en América, se produjo un Tsunami en Japon.


“Tal vez el hombre es mitad espíritu y mitad materia,
así como el celenterio es mitad planta y mitad animal.
Las criaturas más peculiares siempre están en la frontera”.

Georg Christoph Lichtenberg: “Sudelbücher” / Aforismos. D-159.

Para leerse escuchando LANDSCAPES del grupo Camel.(de aquípor Eduardo Mórlan La muerte en el budismo Zen: el ejemplo del samurai)

Alguno0s poemas Zen para acompañar a esa gran nación, Japon, en estos momentos abismales:

Escrito por Sengai Gibon

Quien viene sólo sabe que viene.
Quien se va sólo conoce su final.
Para salvarse del abismo
¿Por qué sujetarse al precipicio?
Las nubes bajas
Nunca saben adónde las llevará la brisa.

Escrito por Fusen

Hoy, pues, es el día
en que el muñeco de nieve que se derrite
es un hombre.

Escrito por Gitoku

Cielo claro.
Por el camino por el que vine
vuelvo.

La mayor parte de las religiones consideran que la vida tiene un principio y un fin y hay una gran inseguridad en la mayor parte de la gente al pensar en este tipo de cuestiones. Para nosotros los budistas no es así, pues todo es parte de uncontinuum y el nacimiento y la muerte solamente son etapas de un proceso evolutivo. La idea es que nuestras obras tienen como consecuencia el determinar nuestra vida futura: nada es castigo ni recompensa, pues lo que nos sucede es efecto de lo que hemos hecho antes.

Hagakure, que significa “oculto bajo las hojas”, es un antiguo breviario de caballería inspirado en el célebre código Bushido. Nos expone la vía del guerrero, cuyos preceptos filosóficos y ética trascendental presentan al Bushi. Bushido es la aceptación total de la vida, vivir incluso cuando ya no tenemos deseos de vivir . Esto se logra sabiendo morir en cada instante de nuestra vida, viviendo el instante, el aquí y ahora, sumido en el eterno presente, en vez de abandonar el campo de batalla cotidiano. Para el Samurai, la vida es un desafío, y la muerte es preferible a una vida indigna o impura. Esta es la noble y espectacular lección del HAGAKURE . Mantenido en secreto durante siglos, el Hagakure fue el libro de cabecera de Yukio Mishima. He descubierto que la vía del Samurai reside en la muerte. Durante una crisis, cuando existen tantas posibilidades de vida como de muerte, debemos escoger la muerte. No hay en ello nada difícil; sólo hay que armarse de valentía y actuar. Algunos dicen que morir sin haber acabado su misión es morir en vano. Este razonamiento es el que sostienen los mercaderes hinchados de orgullo que merodean por Osaka; no es más que un razonamiento sofisticado a la vez que una imitación caricaturesca de la ética de los Samurais

Vagabond

Para los 50 samurais que han entregado su vida para rescatar a su nación en el Fukushima citas del Hagakure:

Un Samurai sólo lo es verdaderamente en la medida que no tiene otro deseo que morir rápidamente -y de volverse puro espíritu- ofreciendo su vida a su amo, en la medida donde su preocupación constante es el bienestar de su Daimyo, al que rinde cuentas continuamente, sin cesar, de la manera mediante la cual resuelve los problemas para consolidar las estructuras del dominio. De este modo, Daimyo y servidores deben estar determinados de la misma manera. Es indispensable que nadie, ni siquiera los dioses y los Budas, puedan haceros desviar de la meta fijada.”Sólo el fin de las cosas es importante. El Samurai reconoce la meta y cuando ésta es la muerte, la acoge sin titubear. Morir sin haber cumplido su meta es morir como un perro.

Blade of the Immortal



Anuncios